España cuenta con 579 contribuyentes cuyo patrimonio supera los 30 millones de euros. El número de pequeñas y grandes fortunas no ha dejado de crecer en los últimos años, según Hacienda. Personas no solo con capacidad para hacer negocios sino también con habilidad para saber invertir.

Las grandes fortunas españolas solo conocen los números en positivo. Cada vez son más los llamados ultra ricos y mayor su patrimonio.

La ‘Estadística de los declarantes del Impuesto sobre Patrimonio 2016‘, elaborada recientemente por la Agencia Tributaria, pone de relieve los últimos datos de los grandes contribuyentes.

Según Hacienda, el valor de las posesiones en manos de grandes fortunas se ha incrementado en un 8,6% durante el último año. Alcanzando, en 2016, los 632.272 millones de euros.

La estadística corresponde al pago del Impuesto de Patrimonio. Gravamen que deben declarar los ciudadanos cuyos bienes superan los 700.000 euros. Quedando excluida la vivienda habitual, hasta los 300.000 euros iniciales.

Aquí encontramos bienes de todo tipo. Desde cuentas bancarias a participaciones en empresas, acciones bursátiles,.. Y, como no, propiedades inmobiliarias. Un tipo de activo muy presente en la cartera de las grandes fortunas.

El número de ultra ricos ha crecido considerablemente en Extremadura y Aragón. Concretamente del 30 al 29%. Aunque la Comunidad de Madrid y Cataluña siguen siendo las regiones con mayor número de grandes patrimonios.

España es un país de grandes fortunas

La recientes estadísticas del Impuesto de Patrimonio muestran un claro aumento del número de contribuyentes. Si en 2015 tributaron por ello 188.680 ciudadanos, en 2016 esta cifra ascendió hasta los 197.768. Hasta un 4,8% más.

Es decir, en el último año España sumó algo más de 9.000 personas con una fortuna por encima de los 700.000 euros.

Número de grandes fortunas según el Impuesto sobre Patrimonio 2016

La mayoría de estos contribuyentes, el 68,5% del total, posee bienes y propiedades por un valor de 300.000 a 1,5 millones de euros. Porcentaje que ha crecido un 6,5% en el último año.

Otro grupo, igualmente numeroso, lo forman los ciudadanos que declaran de 1,5 a 6 millones de euros. Aquí encontramos a 51.077 personas. Casi el 25% de las grandes fortunas españolas. Mientras que entre los 6 y los 30 millones existen un total de 6.053 contribuyentes. Un 2% más respecto al año anterior.

Y con patrimonios que superan los 30 millones de euros existen un total de 579 personas. Treinta contribuyentes más que en el ejercicio anterior (2015) y 379 más que diez años antes (2006). Casi tres veces más de ultra ricos que antes de la crisis.

Los inmuebles ganan peso entre los ricos

Las grandes fortunas españolas reparten su patrimonio entre diversas inversiones.

Los bienes de capital suponen tres cuartas partes de sus activos. Aquí encontramos cuentas bancarias, participaciones en empresas, acciones bursátiles, fondos de inversión y planes de pensiones.

Distribución del patrimonio de las grandes fortunas españolas según Hacienda

La segunda partida más numerosa se concentra en bienes inmobiliarios. A excepción de la vivienda habitual.

Un tipo de activo que pasó de representar el 22,32% del total (2007) con un valor de 169.974 millones al 17,60% (2015) con 102.565 millones. Y ahora se sitúa en el 20,20% (2016) y suma bienes por un valor de 127.713 millones. Síntoma de la confianza en la estabilidad del sector y la revalorización de los inmuebles.

Finalmente, el resto de inversiones apenas suponen el 7% del patrimonio disponible.

La fiscalidad favorable atrae a la riqueza

Las dos regiones españolas donde más se incrementa el número de contribuyentes obligados a pagar el Impuesto de Patrimonio son Extremadura (+30% interanual) y Aragón (+29%).

Dos casos que tienen una sencilla explicación. Los cambio llevados a cabo en la normativa tributaria por ambas comunidades autónomas. También ha crecido el número de grandes fortunas en la Comunidad Valenciana. Un 13% más en el último año. Casi el triple que en la media española (+4,8%).

Distribución del patrimonio total por comunidades autónomas

Aun así, las regiones con un mayor número porcentual de grandes contribuyentes siguen siendo las habituales.

En cabeza encontramos a la Comunidad de Madrid. Con bienes valorados en 160.963 millones de euros (9,2 millones/habitante). Seguida de Cataluña con 185.169 millones (2,5 mill./hab.).

Muy por delante de las tres siguientes: Comunidad Valenciana (62.209 millones), Andalucía (45.299 mill.) y Galicia (39.244 mill.).

La fiscalidad favorable mueve grandes fortunas de un región a otra. Por eso estamos tan interesados en llegar a todos los rincones de la Comunidad de Madrid“, señala Luis Gualtieri desde la inmobiliaria de lujo Oi Realtor. “Un lugar que no solo ofrece un parque de propiedad de alto standing, sino también bonificaciones en impuestos como Patrimonio o Sucesiones y Donaciones“.

 

Autor

Escribe un comentario