El turismo en España sigue gozando de buena salud. Tanto en la cantidad de viajeros como en los datos de inversión en hoteles españoles. Muy positivos.

El sector hotelero nacional sale reforzado de las nuevas tendencias turísticas. Con incremento en el rendimiento de la mayoría de mercados. A pesar de cierta incertidumbre política y la recuperación de otros destinos mediterráneos.

Según el ‘Barómetro del sector hotelero español. 1r semestre 2018‘ de STR y Magma Hospitality Consulting, España ha registrado 37 meses consecutivos de subidas en el RevPAR (ingresos por hab disponible).

Un indicador que permite analizar la rentabilidad hotelera en España. Tras un año de récord para el turismo y el actual proceso de recuperación de otros países.

Con 37,1 millones de turistas extranjeros en la primera mitad del año, según el INE, el número de viajeros ha crecido un 1,8% respecto al año pasado. Mientras que el gasto total de estos viajeros transfronterizos ha sido de 38.944 millones de euros. Un 4,2% más que de enero a julio de 2017.

Los datos del turismo tienen impacto en la inversión en hoteles españoles

Un hecho que, a pesar de la reducción en la ocupación barcelonesa y canaria, trae buenas noticias para otros destinos. No solo Madrid, sino también Bilbao, Málaga, Valencia o Zaragoza. Donde los precios de los hoteles suben a doble dígito.

Tendencias turísticas que miran a España

El sector hotelero ha salido reforzado en los últimos años. Este es el principal mensaje que podemos sacar del último barómetro de STR y Magma HC.

La inversión en hoteles españoles ha recibido el impulso de la demanda turística internacional y ha superado la crisis con nota“, apuntan desde Magma HC.

El turismo, tanto vacacional como del segmento bleisure (negocio con ocio), trae consigo grandes oportunidades de negocio” añaden “y un buen número de operadores dispuestos a satisfacer la demanda al alza“.

Interés por la inversión en hoteles españoles

España acumula 37 meses de encarecimiento continuo en los ingresos por habitación de hotel.

A pesar de la ralentización vivienda en Barcelona, ciudad con más habitaciones. Y la caída de la demanda en Canarias, por la recuperación de la demanda turca y egipcia“, señalan desde STR.

Los hoteles de Madrid o Baleares son el contrapunto a estos destinos. Con incrementos de precios del 1,9% al 3,1%.

Mientras que otros destinos como Zaragoza, Málaga, Bilbao o Valencia crecen espectacularmente. Aumentando los ingresos por habitación entre un 12,6% y un 16%.

El contraste entre Barcelona y Madrid

La situación de las dos grandes capitales turísticas españolas, Barcelona y Madrid, está llena de constrates.

Entre enero y junio de 2018, la ocupación hotelera en Barcelona cayó un 5,2%. Al tiempo que el ADR (precio medio por habitación ocupada) se rebajó un 1,4%.

El RevPAR (ingresos por habitación) mueven el interés por la inversión en hoteles españoles

Mientras que Madrid creció en ambas variables. Por debajo del 2%, pero en una línea positiva.

Una doble evolución que se aprecia aún mejor en el RevPAR (ingreso por hab disponible). Mientras Barcelona pierde un 6,6% de los ingresos respecto a 2017, Madrid sube un 1,9% en el mismo periodo.

Rentabilidad en los hoteles de la costa

Según el dato general, los ingresos medios por habitación (RevPAR) han caído en España un leve 0,8% en lo que llevamos de año.

Mientras que el precio medio por habitación (ADR) ha crecido un 0,2% respecto a 2017, hasta los 107,16 euros.
En ese sentido, destacan las tarifas hoteleras en ciudades como Marbella (165 euros) y Barcelona (138 euros). Y en provincias como Baleares (115 euros) y Canarias (111 euros).

Mientras que los mayores incrementos de ingresos se concentran en diferentes puntos de costa. Desde Valencia (+16%) a Bilbao (+14,2%), pasando por Málaga (+12,8%), Zaragoza (+12,6%), Sevilla (+7,5%), o Marbella (+6,5%).

Todos ellos destinos donde la inversión en hoteles españoles gana más de cinco puntos de rentabilidad respecto al año pasado.

Autor

Escribe un comentario